Por su parte la ESPO considera que el costo que llegó en las facturas es el normal