Con una gran caravana que inició desde el corregimiento del Agua de la Virgen hasta el centro de Ocaña los familiares, amigos y allegados a José “Chepe” Serrano exigieron su liberación, a sus seres queridos con el paso de las horas les crece el tormento ante su estado de salud.