Hoy se celebra la fiesta de las velitas, tradicional acontecimiento que alumbra el camino a la virgen María en su estado de gestión, como vísperas de la solemnidad del dogma de la madre de Dios. Los ocañeros hacen sus respectivas compras en el comercio de las velitas de colores y otros elementos para la celebración.